sábado, 14 de febrero de 2015

Saga: Penryn and the end of days

World After: Susan Ee

Cuando un grupo de personas captura a la hermana de Penryn, Paige, convencidos de que es un monstruo, la situación termina en una masacre. Paige desaparece. Los humanos están aterrorizados. Su mamá esta devastada.
Penryn conduce a través de las calles de San Francisco en busca de Paige. ¿Por qué están tan vacías las calles? ¿Dénde están todos? Su búsqueda la guía al corazón de los planes secretos de los ángeles donde capta un destello de sus motivaciones, y descubre los horribles métodos que están dispuestos a usar.Mientras tanto, Raffe busca sus alas. Sin ellas, no puede volver a unirse a los ángeles, no puede tomar su lugar como uno de sus líderes. Cuando se enfrente a la decisión de perseguir sus alas o ayudar a Penryn, ¿qué elegirá?

-------------------------------------

El libro comienza exactamente donde terminó la primera parte, con Penryn y su familia siendo llevadas en uno de los coches de la resistencia hacia su campamento, donde estarán a salvo de los ángeles y de lo que puedan planear después de que explotaron el antiguo nido; lo malo es que Raffe cree que ella está muerta, y aunque no debería, Penryn le hecha mucho de menos y le duele con toda su alma el no poder estar con él.

Hasta la primera parte del libro (en serio, hasta un poco más de la mitad), 
nuestros protagonistas no se juntan, y eso, aunque me haya dolido en su momento, reconozco que le puso más emoción al libro. 

En este libro podemos ver a una Penryn un poco diferente en cuanto sus sentimientos. Por una parte tenemos a Raffe, quien la dejó con su espada de arcángel (ésta le va a mostrar alguna que otra cosa a Penryn) y por otra parte tenemos a Paige, la pequeña y dulce (Ahora no tan dulce) hermana de nuestra protagonista. 

Penryn se debate internamente el qué hacer con ella. Paige es tan solo una niña, pero ahora se ha convertido en otra cosa, la han convertido en otra cosa....

Por otro lado, Susan no ha añadido a ningún personaje nuevo que sea importante. Si es verdad que conocemos algunos nombres nuevos, pero al final carecen de importancia (en comparación con nuestros protagonistas).

Raffe sigue siendo nuestro amado y sensual arcángel, Dee-Dum siguen siendo maravillosamente graciosos y la madre de Penryn, ¡OMG, esa mujer! si yo tuviera esa madre me volvería más loca que ella (punto extra para Susan por semejante personaje). Personalmente no sé si ella es la más loca de todos o al contrario es la que más sabe sobre todo lo que está pasando. 

                                           

En el libro ha habido escenas bastante escalofriantes, pues como dice en la biografía de Susan Ee, le gustan las historias de terror con algo de romance. Oh chica, se nota. 
Su escritura es pulcra y sencilla, pero sin duda tiene ese toque de suspense (y a veces algo asquerosillo) cuando escribe. Aunque también ha habido escenas que he adorado con toda mi alma y otras en las que no pude parar de reír.

                                                   

-Quédate conmigo- dice un susurro masculino familiar por encima de mi cabeza. Levanto la vista para decir algo pero él pone un dedo sobre mis labios y susurra
-No hables, sólo arruinarás mi fantasía de rescatar a una doncella inocente en peligro en cuanto abras la boca-

Resumiendo, no puedo esperar al tercer libro de la trilogía, ¡y menos después de ese final!














No hay comentarios:

Publicar un comentario

 

Template by BloggerCandy.com | Header Image by Freepik